Madame Curie 2374, Of 31. Calama. Teléfonos: (55) 2342687 - (55) 2342689

Liderazgo visible

Nuestra empresa tiene un desafío estratégico intransable: eliminar los accidentes fatales de nuestras operaciones.

Este es un desafío transformacional que requiere de un cambio radical en la forma en que enfrentamos nuestra labor; un cambio profundo en las prácticas y en la forma en que enfrentamos y resolvemos diariamente las disyuntivas de seguridad en nuestro trabajo, un cambio que nos permita construir una cultura preventiva en nuestra Empresa.

Cambiar las prácticas, modelar las conductas y tomar las decisiones correctas requiere del ejercicio de un Liderazgo valeroso y decidido. Por ello hemos incluido dentro del modelo de Seguridad y Salud Ocupacional el Liderazgo de nuestra Supervisión. El cual tiene por objetivo definir, implementar y reforzar las prácticas más efectivas de Liderazgo en materia de Seguridad y Salud Ocupacional en nuestra Organización.

El Liderazgo es la base de todos los cambios transformacionales en nuestros trabajadores. Sin Liderazgo no es posible movilizar la voluntad y capacidad de las personas hacia el estado deseado ni mantener el rumbo establecido.

Un Liderazgo efectivo en materia de Seguridad y Salud Ocupacional requiere de algunas tareas centrales: Ser capaces de desafiar, primero a nosotros mismos y luego a la organización a alcanzar un estado de excelencia en Seguridad y Salud Ocupacional. Siempre es posible ir más allá de las metas trazadas. 

En segundo lugar un Líder debe ser capaz de generar una visión movilizadora que convoque y estimule a desarrollar los cambios necesarios para el logro de este desafío.

Luego debemos ser capaces con nuestro ejemplo de dar coherencia y sustento a nuestro discurso. Más que nuestras palabras, son nuestros actos los que demuestran nuestro compromiso real con la Seguridad. Debemos convertirnos en modelos de conductas seguras si queremos que nuestra gente se comporte de manera segura.

Un líder también debe ser capaz de convocar el compromiso y participación de su organización. Generar los espacios y mecanismos de desarrollo y participación de las personas para que todos puedan entregar sus aportes e ideas.

Finalmente, debemos ser capaces de estimular las conductas correctas en nuestro personal, incentivándolas y reconociéndolas.